Entrevista. Rosa Amuedo – Profesora de los DJKIDS


Rosa Amuedo durante el Sonar Kids

Crear escuela es el propósito de Rosa Amuedo. La música electrónica como cultura, la mesa del dj como un instrumento y el sonido, la pasión del artista. Los alumnos de Amuedo son jóvenes entre 10 y 18 años. Niños electrónicos los llama ella. Niños que como alguna vez fue ella, llevan la música en la sangre. Amuedo aprendió de los vinilos de su padre y su regalo de reyes a los 11 años fue un equipo de música. Antigua residente del club Otto Zutz bajo el aka Rosita Rip y diplomada en electrónica con el título de técnico de sonido, enseña a los chavales del Instituto Secretari Coloma los secretos de un arte que poco a poco esta entrando en terreno infantil.// Elena García.

Z.S. Háblanos de tus primeros pasos en el mundillo, ¿Por qué decidiste hacerte dj?

Rosa Amuedo. Siempre me ha gustado. Mi padre tenía mucho vinilo y mi regalo de reyes a los 11 años fue un equipo de música. Fui a comprarlo con mis padres y el dependiente me explicaba: “ este amplificador mejor suelto, con este plato y con estas cajas”. Y aun las tengo. Cuando me hice mayor empecé pinchando cuando me dejaban en el Zig Zag y aprendí de forma autodidacta y después los mismos dueños abrieron Otto Zutz, local donde fui dj residente.

Me puse a estudiar para técnico de sonido y me ofrecieron trabajar de técnica para los conciertos de Lluis Llach durante cuatro temporadas. Aprendí muchísimo. Después empece a trabajar en un estudio para publicidad. Me ha ido bien. Hago música para teatro, danza, publicidad, … Me ha ayudado mucho el recorrido que he hecho de escenarios. Me arrepiento de haber dejado el tema dj en el momento, pero no me gustaba el camino que estaba tomando.

Z.S. ¿Qué estilo te gusta más?

R.A. Esto fue lo que influyó para que me fuera. Tu tenias tu estilo cuando salias de tu club. En el club tu ponías a la gente lo que le gustaba. Tu objetivo era o llenar y vaciar pistas. Tenías que tener mucha cultura musical. Para llegar a dj lo pinchabas todo. Los ingleses y su manía de ponerle etiqueta a todo. A mi me gusta toda la música y todos los estilos. Si es bueno me da igual el estilo, si son malos no hace falta saber más.

Z.S. ¿Cómo surge la idea de crear un taller extraescolar de djs?

R.A. Los profesores del Instituto Público Secretari Coloma me propusieron hacer un taller de sonidos para el colegio ya que se peleaban en los actos por el sonido. Mi hija estudia allí y los cursos extraescolares se realizan desde el AMPA, así que decidí hacerlo, pero tiré más por dj.

“Mis alumnos ven la mesa como un instrumento, con la misma ilusión. Le dan más valor, lo defienden y se sienten orgullosos. Las generaciones anteriores no, tenían complejo al lado de otro instrumento musical.”

Z.S. Un poco de historia, ¿Cómo fue el comienzo del taller? ¿Cuándo aparece pioneer?

R.A. Llevamos ya cuatro años. Nosotros estábamos a lo nuestro y bastante olvidados. No nos hacían nada de caso. Hacíamos de técnicos y cuando nos tocaba, alguna sesión. Hasta que nos entrevistaron para Caos Magazine. A partir de ahí, Fnac se interesó e hizo unas jornadas con Pioneer y empezamos a tocar en el Fnac como ‘Electropioneer Djs Kids’. Estamos muy contentos. Pioneer nos apoya por amor al arte, sin ningún beneficio. Les gusta el proyecto y nos proporcionaron instrumentos sin pedir nada a cambio.

Los DJKIDS en Sonar

Los DJKIDS en Sonar

Z.S. Cuatro años dan para mucho y habrá niños que acabarían sus estudios en el Secretari Coloma, ¿Cómo es la relación?

R. A. Han pasado muchos niños y los hay que crecieron y ya no están. Ahora me ayudan. El que ayudaba a los niños en el Sónar Kids es un ex alumno. Yo quiero crear escuela y ellos siguen pinchando. Es muy difícil cuando se hacen mayores. Ya no esta la gracia de que sean niños y hay cincuenta mil dj’s en el mundo de los mayores. Además el dj residente no existe por aquí. Ya no vas a tu sitio donde estaba tu gente y eso fundamental.

Z. S. Hay más interés masculino que femenino por el mundo del dj, ¿Cómo son las niñas en clase?

R. A. Con las niñas me ha costado muchísimo más. Durante tres años no tuve a ninguna. Entró una hace un año y este ya se han animado cinco más. Es un mundo muy competitivo, de forma sana. Los chicos compiten por el turno de pinchar y una chica si se descuida no toca la mesa. Tengo que decirlo yo. Sin embargo aprenden. La más veterana ya sabe qué tiene que hacer y ya no hay diferencia.

Z. S. ¿Cómo es una clase en el taller? ¿Cómo les enseñas?

R. A. Les resulta bastante fácil, la lastima es no tener más aparatos. Son caros y no tenemos muchos, por eso tienen que esperar mucho y lo importante es la práctica. Pero son generaciones con lateralidad, con movimiento de manos, de videojuegos, etc. y se les da muy bien. Ya lo tienen aprendido. Enseguida lo comprenden.

Para mi es muy importante que sepan el sonido. Les enseño la microfonía, ecualización, mesas de mezclas y luego empiezan con un programa pequeño como el visual. Pero tienen más dificultades que un adulto. En casa pueden preparar cosas, el bpm, recortar, probar loops y sobre todo son niños, no se compran música, les cuesta más encontrar temas. Cuando tenemos una actuación y se están luciendo sí que se los compran o comparten en webs profesionales con otros djs amigos.

“No nos tendrá que sorprender que los abuelos bailen música electrónica en un futuro. Es nuestra música.”

Z. S. Al ser niños tienen la mente más abierta a la imaginación, ¿Son más creativos e innovadores a la hora de escoger música para pinchar?

R. A. Ellos escuchan la flaix FM o la Maxima. Vienen muy lavados de la radio y son muy comerciales. Pero se empieza por ahí y son jóvenes. Enseguida saben lo que es bueno. Casi todos siguen las mismas pautas: primero David Guetta, pero a los meses ya saben que ponen los mayores y pasa a encantarles Daft Punk y después pasan a cosas nuevas. Innovan. No tienen complejos a la hora de toquetear. En el Sónar Kids pidieron el equipo mas grande, un 200 y 900 nexus y nos enviaron a un técnico para que les enseñara. Vino a la semana de tenerlo en clase y en esa semana ya habían tocado todas las posibilidades de la mesa. ¡El chico se quedo alucinado! No lo hacían bien, eso esta claro, en una semana no pueden hacer mucho, pero le impresionó que los chavales ya lo hubieran probado todo.

Z. S. ¿Cómo ven ellos las clases?

R. A. Una cosa muy importante y significativa es cómo ven ellos la mesa. Aunque la profesión tenga más de 30, los que tienen 18 o 20 años lo ven ahora como un instrumento. Mis alumnos ven la mesa como un instrumento, con la misma ilusión. Le dan más valor, lo defienden y se sienten orgullosos. Las generaciones anteriores no, tenían complejo al lado de otro instrumento musical.

Z. S. ¿Cómo es trabajar con niños?

R. A. He ido aprendiendo trucos. Hay cambios y muchas diferencias. Hay muy pequeñitos, con once años y todavía no han cambiado, son muy infantiles. El cambio viene a los 14 con la adolescencia. Cuando algo les gusta no hay problemas. Puedo ir con ellos a cualquier sitio. Les das el protagonismo, que brillen y están como flotando. Muy motivados. Somos un grupo muy cohesionado. Yo quiero que sean como un colectivo y que se ayuden unos a los otros. Aquí, en una actuación, los grandes tienen que ayudar a los pequeños.

Francesc de DJKIDS pinchando en el Sonar Kids

Khadim de DJKIDS actuando en Sonar Kids

Z. S. ¿Cómo fue la experiencia en el sónar kids?

R. A. Muy bien. Se arriesgaron muchísimo con nosotros. Hemos ido dos años, desde el segundo Sónar Kids. Se dieron cuenta de que querían niños en el escenario. Lo hicieron muy bien, técnicamente lo pudieron hacer mejor, pero los nervios y la presión influían. En los ensayos del cole lo hicieron mejor, pero el público respondió, se lo pasaron bien y fue muy emocionante. Hicieron bailar a niños y niñas, abuelos y los papas.

Z. S. ¿Qué te parece la iniciativa?

R. A. Bien, esta muy bien porque claro, ya hay una generación de papis que es su música. Han crecido con esto. No nos tendrá que sorprender que los abuelos bailen música electrónica en un futuro. Es nuestra música.

Z. S. La música electrónica ha crecido en los clubs y alejada de la cultura infantil, ¿Está cambiando este concepto? ¿Qué significa que la música electrónica entre en un ámbiente más infantil?

R. A. Poco a poco ya no se asocia tanto a la noche. Ya se hacen festivales y eventos más culturales que de fiesta. Sin embargo los niños no tiene acceso, salvo por la radio. El Sónar Kids está haciendo mucho. La música electrónica no deja de ser cultura y música y no entiendo porque se aleja de estas edades. Los niños de hoy son niños electrónicos. La nueva generación. Llevan Ipod, han jugado con la Nintendo y han crecido con el ordenador. La escena no ha crecido con ellos. La tendencia sí. Por ejemplo Boys Noize utiliza sonidos de viedeojuegos que es lo que los niños escuchan. Va paralelo sin que se junte. Va relacionado.

La música electrónica asienta sus bases más allá de la cultura de club. Las nuevas generaciones exigen su hueco en la escena y Rosa junto con sus alumnos del Instituto Secretari Coloma intentan ganárselo estudiando y aprendiendo el trabajo del dj. Ahora mismo asisten a las clases 29 niños y niñas que se reparten en turnos toda la semana. En su página de Facebook tienen agregados a niños de todo el mundo, a los que cada vez les gusta más este estilo de música. Los niños son el futuro y también lo son para la música electrónica.

Anuncios

Una respuesta a “Entrevista. Rosa Amuedo – Profesora de los DJKIDS

  1. Pingback: Niños electrónicos |

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s