La catedral de la electrónica cumple los 68 años


Florida 135, celebró su aniversario a lo grande presumiendo de ser un referente internacional y la impulsora de uno de los festivales más importantes del mundo, el Monegros Desert Festival.

Más de medio siglo de existencia la avalan. El recorrido de esta sala de Huesca no deja indiferente y marcan un estilo y un prestigio que son difíciles de alcanzar. Con tanto vivido, Florida 135, ha experimentado la evolución de la música electrónica en sus propias carnes, siendo una pionera en el panorama nacional y contribuyendo a su crecimiento con la concepción del Festival Monegros.

Los años de experiencia y su trayectoria le permiten tener una buena posición dentro de la escena mundial. Por allí han pasado los mejores djs del momento y en su aniversario no podía faltar un nombre de cartel. El pasado 18 de septiembre, la sala cumplía años a lo grande con la visita del británico Carl Cox que cumplió con creces gracias a una sesión de tres horas, acompañado además del duo barcelonés Narkotik Dlux, referente del hardtechno actual español, y con su dj residente Marc Huardi. La sala recordaba y homenajeaba de esta manera una trayectoria en la que se ha mantenido siempre en primera fila.

Fundada en 1942 en la ciudad de Fraga, nos encontramos con la macro discoteca más antigua de España. En su primera etapa, esta discoteca fue una sala da baile creada por Juan Arnau Cabases y su esposa Francisca Ibarz Quer. La sala se componía de unas hileras de bancos que rodeaban la pista en cuyo centro giraba una bola de espejos. La música de aquellos tiempos estaba marcada por las orquestas y músicos. La sala crecía e iba madurando al mismo tiempo que las modas y el contexto que la rodeaban. Florida 134 y su público pasó el rock de los 50 y la psicodelia y los sistemas de sonidos de la década de los 60. Y es en ese momento cuando la sala se divide para dejar paso a los éxitos de ventas en radios y televisiones que la gente escucha y bailaba repetidas veces. Comenzó el declive orquestal de los años 60 y 70 en favor de la reproducción discográfica y la Florida dio un salto decisivo en su historia con la gerencia de los hijos del matrimonio que abandonaron el baile por un nuevo concepto.

Sigue una línea como la Bocaccio de Barcelona o el Maddox de Platja d’Aro y empieza su andadura como macrodiscoteca. En los tiempos del pop sufre un bache debido a la competencia y a la

proliferación de muchos locales del estilo. No será hasta el año 1985 que renace la nueva Florida 135, nombre en honor a un grupo que pintaba graffitis en Nueva York. Aparecen la movida madrileña y los grandes conciertos. Nuevos tiempos que, como siempre, acompañaban a la imagen de la sala. La mayoría de grupos, tanto nacionales como internacionales, pasaron por la Florida.

En el resto del mundo, bandas y músicos coqueteaban con el sonido electrónico y no tardó en llegar a la sala, que en el año 1993 apostó por la nueva música “maquinera”. El club ha estado abierto a todo tipo de sonidos y siempre acompañado de los grupos pioneros y decisivos en la escena. Durante esta fase contó con la actuación de “Front 242” – banda Belga que revolucionó la electrónica con la concepción del Techno y que siguió con la aparición de los dj’s. Fue la lanzadera de despegue para su transformación en club vanguardista y centro neurálgico del electro. “Era el momento en el que la música electrónica de calidad empezaba a llegar a España, y haber estado en el ajo en aquel tiempo era importante” señala Tito Ormo, dj residente de Florida durante aquella época. Pasó a ser un punto de referencia en la cultura de clubs con figuras de prestigio como Richie Hawtin, Kenny Larkin, Jeff Milles o Sven Väth. “Antes había que enseñar al público a apreciar otro tipo de música. A avanzar. Hacerles ver que había otro tipo de música”, comenta Tito Ormo, “ahora el dj tiene un estatus y un reconocimiento”. Y ese es el resultado del constante flujo de dj’s – tanto invitados como residentes y nacionales e internacionales -, que han convertido su cabina en una de las más respetadas y su pista en una de las más concurridas.

Consagración

Sin duda, la guinda del currículo de Florida 135 se encuentra en la creación del Monegros Desert Festival. En 1994 tan solo era una reunión de los clientes habituales del club y actualmente se trata de uno de los eventos más esperados e importantes de la cultura electrónica a nivel europeo. Durante su decimosexta edición, en julio de 2010, el festival ha congregado a 40.000 personas vendiendo entradas en más de 35 países distintos, lo que también le convierte en una de las fiestas más multiculturales del mundo. Por este festival en el desierto de Monegros han pasado artistas de la talla de Buraka Som Sistema, Pendulum, Digitalism, Luciano, Umek o Petduo.

Ahora, Florida 135 se encuentra en su mejor momento siendo un referente en la escena y sin frenar su paso. En este mes de diciembre y celebrando estos días señalados, la discoteca tiene preparadas sesiones a la altura. El día 25 contará con la visita de Cristian Varela y del japonés Ken Ishii entre muchos otros que prometen una gran noche. Y para despedir el año tiene preparado otro cartel de primera con los conocidos Ben Sims, Oscar Mulero y Raúl Mezcolanza. Un fin de año que augura muchos más para este club que sigue cosechando éxitos en la brecha del panorama electrónico.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s